Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2014

Esquemas repetidos en LIJ (Las tejedoras de destinos)

Una sociedad futura donde unos pocos tienen el control sobre todos los demás. La pobreza, el hambre y la tiranía gobiernan. Y esos pocos que tienen el control eligen a una adolescente para participar en algo de lo que huiría si pudiera y que le cambiará la vida para siempre. Pero no puede huir, la amenaza contra su hermana pequeña sirve como acicate para que se porte bien. La televisión retransmite el proceso y hay que poner a la chica muy guapa para mantener al pueblo desinformado. De su aspecto se encarga un equipo de esteticistas. La trasladan a la capital, donde viven solo los poderosos, y la rodean de un lujo que ni quiere ni disfruta… ¿Los juegos del hambre? No. Las tejedoras de destinos.

Vale, reconozco que he hecho un poco de trampa al contarlo, pero así es como empieza este libro del que, por otra parte, tengo muy buena impresión. Las diez primeras páginas están tan bien hechas que invitan a seguir hasta la última. Saber que la protagonista tiene un don, un don que muchos a…

Personajes homosexuales en LIJ

Me gusta encontrarme personajes homosexuales en los libros de literatura infantil y juvenil. Dicho así suena a estupidez, lo sé, a postureo, ahora que se lleva tanto esa palabra, pero intentaré explicarlo. No esperéis un artículo sobre la homosexualidad, los motivos para incluir o no personajes homosexuales en la LIJ, ni un análisis de todos los personajes. Eso ya lo ha hecho estupendamente David Lozano en su blog. Esto es solo una reflexión en voz alta. Y no soy de chillar mucho.

Me gusta la normalización, que el homosexual de una novela deje de ser el bicho raro para convertirse en uno más, con una vida, una historia, un conflicto al margen de su homosexualidad. Del mismo modo que aparecen blancos, negros, chinos o paquistaníes, sin que la diferencia de piel merezca una extensa reflexión, aplaudo la literatura que muestra a un adolescente homosexual sin dedicar un párrafo a explicar, o lo que es mucho peor, justificar, este hecho. La literatura no es exactamente igual que la vida, s…